Las fuerzas israelíes matan a un menor, detienen a 18 palestinos y hieren a varios en redadas en Cisjordania

Fuente: https://www.mundoobrero.es/2022/11/10/las-fuerzas-israelies-matan-a-un-menor-detienen-a-18-palestinos-y-hieren-a-varios-en-redadas-en-cisjordania/                                      MUNDO OBRERO REDACCIÓN

HAY CUATRO MIL SETECIENTOS PRESOS PALESTINOS, 190 SON NIÑOS                                                                               10/11/2022 ·

Las fuerzas israelíes matan a un menor, detienen a 18 palestinos y hieren a varios en redadas en Cisjordania

Las fuerzas israelíes matan a un menor, detienen a 18 palestinos y hieren a varios en redadas en CisjordaniaSólo en octubre, el ejército israelí detuvo a 690 palestinos en los territorios ocupados.

Las fuerzas de ocupación israelíes llevan a cabo redadas e incursiones armadas casi diarias en los territorios ocupados de Cisjordania. Hay 4.700 presos políticos palestinos en las cárceles y centros de detención israelíes, entre ellos 190 niños y 30 mujeres presas. Sólo en octubre, el ejército israelí detuvo a 690 palestinos en los territorios ocupados, entre ellos 119 niños y 30 mujeres.

Soldados del ejército israelí han detenido este martes a 18 palestinos, entre ellos un hombre discapacitado, y han herido a otro en en redadas nocturnas en toda Cisjordania.

Un adolescente palestino ha muerto esta madrugada durante una incursión militar israelí en la zona de la Tumba de José, al este de la ciudad cisjordana ocupada de Nablús. Mahdi Hashash, de 17 años, se enfrentó a las fuerzas de ocupación y fue alcanzado por un francotirador, que hizo estallar un explosivo casero que el menor de edad sostenía en su mano.

En la imagen, Mahdi Hashash, el adolescente palestino asesinado por el ejército israelí en Nablús este 9 de noviembre.

La incursión del ejército israelí en Nablús se produjo en el marco de un acto político de la extrema derecha israelí con colonos en el sensible lugar de la tumba de José, situado a un kilómetro del centro de la ciudad de Nablús, junto al campo de refugiados de Balata.Según los medios de comunicación israelíes, el ejército israelí había aprobado que se celebrara en el santuario un acto político para festejar la victoria del bloque de Benjamin Netanyahu en las recientes elecciones.

Las imágenes de los medios de comunicación locales mostraban a las fuerzas israelíes disparando decenas de botes de gas lacrimógeno mientras asaltaban la carretera principal de Nablús, así como enfrentamientos armados de baja intensidad con combatientes palestinos. La Sociedad de la Media Luna Roja Palestina (MLRP), dijo que tres palestinos recibieron disparos de balas de acero recubiertas de goma y fueron trasladados al hospital, mientras que 57 palestinos sufrieron asfixia por inhalar bombas de gas lacrimógeno disparadas hacia ellos por los soldados.

En el pueblo de Nabi Saleh, al oeste de Ramallah, las fuerzas israelíes acorralaron a un palestino y saquearon la casa de su familia. Mientras se encontraban en la aldea, los soldados abrieron fuego contra un joven mientras estaba de pie frente a su casa, hiriéndolo en el muslo. El herido fue trasladado a un hospital para recibir tratamiento urgente.

Las fuerzas israelíes de ocupación irrumpieron también en la cercana localidad de Beit Rima, entraron por la fuerza en una casa, realizaron un registro exhaustivo y finalmente detuvieron a un ciudadano palestino.

En el distrito de Jerusalén, un convoy de vehículos del ejército irrumpió en la localidad de Biddu, al noroeste de la ciudad, donde los soldados detuvieron a otras tres personas.

También llevaron a cabo una redada similar en la cercana localidad de Beit Duqqu, que condujo a la detención de otras dos personas.

Las fuerzas israelíes encubiertas, conocidas como los Musta’ribeen, llegaron al campo de refugiados de Qalandia, al norte de la ciudad, utilizando un vehículo con matrícula palestina y secuestraron a un antiguo prisionero.

En el sur de Cisjordania, se produjo una redada en la ciudad de al-Ubeidiya, al este de Belén, que se saldó con la detención de otro ciudadano palestino.

Los soldados armados también se presentaron en varias casas de los barrios de al-Karkafeh y Jabal Khleifat de la ciudad de Belén, las registraron y detuvieron a otras tres personas.

En el sur de Cisjordania, los soldados asaltaron brutalmente a dos personas en la zona sur de la ciudad de Hebrón y saquearon sus casas, poniéndolas patas arriba.

Los soldados israelíes acorralaron a un hombre discapacitado de 25 años en la entrada de At-Tuwani, una de las 19 aldeas que componen Masafer Yatta, al sur de Hebrón.

En el norte de Cisjordania, los soldados entraron por la fuerza en una casa de la aldea de al-Lubban ash-Sharqiya, al sur de Nablus, volaron la puerta, entraron, y detuvieron a una persona.

Otro palestino fue detenido en el barrio de Dhannaba, en el distrito de Tulkarem.

El martes por la noche, los soldados que custodian el puesto de control de Anabta, también conocido como el puesto de control de ‘Einav, al este de Tulkarem, pararon y detuvieron a un residente del campo de refugiados de Nur Shams.

La policía detuvo a otro del barrio de Sheikh Jarrah, en Jerusalén Este.

Redadas y asaltos a casas casi diarias

Las fuerzas israelíes hacen frecuentes redadas en casas palestinas casi a diario en toda Cisjordania con el pretexto de apresar a palestinos «buscados», lo que desencadena enfrentamientos con los residentes.

Estas redadas, que también tienen lugar en zonas bajo el pleno control de la Autoridad Palestina, se llevan a cabo sin necesidad de una orden de registro, en cualquier momento y lugar que el ejército decida, de acuerdo con sus amplios poderes arbitrarios.

Según la legislación militar israelí, los mandos del ejército tienen plena autoridad ejecutiva, legislativa y judicial sobre 3 millones de palestinos que viven en Cisjordania. Los palestinos no tienen nada que decir sobre cómo se ejerce esta autoridad.

Según las últimas cifras de Addameer, la Asociación Palestina de Apoyo a los Prisioneros y Derechos Humanos, actualmente hay 4.700 presos políticos palestinos en las cárceles y centros de detención israelíes, entre ellos 190 niños y 30 mujeres presas.

Esta cifra incluye a unos 800 palestinos sometidos a «detención administrativa», que permite la detención de palestinos sin cargos ni juicio durante intervalos renovables que oscilan entre los tres y los seis meses, basándose en pruebas no reveladas que ni siquiera el abogado del detenido puede ver.

La detención masiva de palestinos no es nada nuevo. Según un informe de 2017 de Addameer, en los últimos 50 años, más de 800.000 palestinos han sido encarcelados o detenidos por Israel, ahora se cree que esta cifra está más cerca del millón. Esto significa que alrededor del 40% de los hombres y niños palestinos que viven bajo la ocupación militar han sido privados de su libertad. Casi todas las familias palestinas han sufrido el encarcelamiento de un ser querido.

Colonos israelíes talan 120 olivos cerca de Ramallah

Colonos israelíes arrancaron el miércoles 120 olivos de las tierras de propiedad palestina en el pueblo de Turmus Ayya, al noreste de la ciudad ocupada de Cisjordania, Ramallah, dijeron fuentes locales.

El residente local Awad Abu Samra dijo a WAFA que los colonos del asentamiento ilegal israelí de Adi Ad cortaron unos 120 olivos propiedad del residente local Sa’eed Za’tar, quien descubrió que los colonos habían arrancado los árboles cuando llegó a su tierra.

Las fuerzas israelíes impiden a los agricultores palestinos acceder a sus tierras que están cerca de los asentamientos ilegales o atravesados por el muro del apartheid, a menos que obtengan permisos especiales.

(*) Fuentes: Wafa, Al-Jazeera, Palestinalibre

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.