Antifascismo y antiimperialismo, una misma lucha.

Fuente: https://frenteantiimperialista.org/antifascismo-y-antiimperialismo-una-misma-lucha/                

logo

Con el texto que sigue, la Plataforma de Madrid Contra la OTAN y las Bases expresa su apoyo a la manifestación antifascista que con el lema «Carlos vive. Solidaridad antifascista» se celebrará en Madrid en el 15º aniversario del asesinato de Carlos Palomino; la lucha antifascista es también la lucha antiimperialista, como queda patente en la guerra que los nazis ucranianos llevan a cabo por encargo de la OTAN contra Rusia.

¡Acude! Será el próximo 11 de noviembre, a las 19:30 horas, en la plaza de Julián Marías (<M> Usera)


 

ANTIFASCISMO Y ANTIIMPERIALISMO, UNA MISMA LUCHA.

 

La guerra de la OTAN contra Rusia por medio de Ucrania está sirviendo para poner de manifiesto, para quien sea capaz de ver más allá del discurso oficial, hechos trascendentales que permanecían semiocultos para mucha gente.

La participación directa de EE.UU y la UE en el golpe fascista que tuvo lugar en Ucrania en 2014 y que supuso la inclusión de las milicias nazis en el ejército y la policía inició las masacres cotidianas en el Donbass que acabaron con la vida de 14.000 personas, según datos oficiales.

Los aliados nazis de las «potencias democráticas» exhiben hoy cruces gamadas junto a la bandera de la OTAN, persiguen la limpieza étnica de la población de cultura rusa, gitana, judía, o de raza «no ucraniana”y usan a la población civil del Donbas como escudo.

Al tiempo que el Gobierno “progre” agita el mensaje de que “viene la extrema derecha”, se oculta que quienes están recibiendo desde España a través de la OTAN, armas, entrenamiento y apoyo militar directo sobre el terreno, son los herederos directos de quienes colaboraron con Hitler en la gigantesca matanza llevada a cabo en la misma Ucrania, en Bielorrusia y en Rusia, que costó a la URSS 27 millones de muertos.

Mucho más se evita decir que hay una Ucrania antifascista que resiste con las armas y que aún recuerda a sus familiares que vinieron a España a luchar contra el mismo fascismo en las Brigadas Internacionales.

La propaganda de guerra de la OTAN, culpabilizando a Rusia, es repetida unánimemente por los medios de comunicación, unida a la censura y represión de cualquier opinión discordante. Ésta es su única baza para intentar que no despierte un pueblo que pudiera, como está ocurriendo ya en muchos países de la UE, hartarse de pagar con sus condiciones de vida las consecuencias de sus sanciones y sus aventuras militares. Y mucho más para tratar de anestesiar a la juventud obrera precaria que, como se empieza a anunciar, haría de “carne de cañón” en una probable guerra imperialista a gran escala.

La juventud antifascista, en concreto los Bucaneros, dio una importante lección práctica ya en 2017. Mediante su lucha decidida consiguió denunciar y expulsar a Román Zozulya, jugador nazi apoyado por el Batallón Azov y fichado por el Rayo Vallecano. La carta de agradecimiento de los comunistas ucranianos a los Bucaneros, subrayó la importancia de la lucha internacionalista y antifascista. Otro tanto ejemplifica la heroica caída en combate del compañero colombiano Alexis.

Ése es el camino.

Es indispensable desmontar el discurso oficial de la UE, EE.UU y la OTAN dirigido a impedir las legítimas movilizaciones contra el hundimiento de las condiciones de vida las capas populares, consecuencia directa de la política imperialista. Son los gobiernos de la UE, incluido el del PSOE-UP, los responsables del sufrimiento de nuestro pueblo, favoreciendo objetivamente el crecimiento del fascismo. Son ellos quienes están armando y organizando a los nazis ucranianos contra la Ucrania antifascista.

Es hora de que nos apropiemos de nuestra historia, del combate general internacionalista y antifascista, que tantas raíces tiene en nuestra lucha obrera y popular, para rescatarla de quienes nos engañan y la usurpan para entregarla, precisamente, a los enemigos de cualquier proyecto de emancipación.

Hoy, como ya hicieron generaciones anteriores, es preciso vincular la lucha obrera y popular en defensa de las condiciones de vida – y especialmente la lucha de la juventud antifascista – con la lucha antiimperialista y contra quiénes, hoy como antes, se apoyan en organizaciones fascistas para llevar a cabo sus planes de dominación.

¡CONTRA LA CARESTÍA DE LA VIDA! ¡NO A LOS GASTOS MILITARES!

¡OTAN NO, BASES FUERA!

¡VIVA LA LUCHA ANTIFASCISTA Y ANTIIMPERIALISTA!

Plataforma de Madrid Contra la OTAN y las Bases

(Contacto: madrid_cob@riseup.net)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.