El contraataque económico de Rusia

Fuente: http://arrezafe.blogspot.com/2022/05/el-contraataque-economico-de-rusia.html?utm_source=feedburner&utm_medium=email                                                                         12 mayo, 2022

El contraataque económico de Rusia

Kolozeg.Org – 11/05/2022

Traducción del inglés: Arrezafe

A pesar de las promesas del presidente estadounidense Biden de paralizar a Rusia «atacando la arteria principal de su economía», los medios occidentales han comenzado a aceptar que la economía de Rusia se ha recuperado. Sin embargo, el contraataque de Rusia contra los países occidentales apenas han comenzado. Rusia tiene diversos medios de devolver el golpe a los países occidentales que, al parecer, no podían imaginar que la guerra económica por ellos instigada se tornara boomerang.

Analicemos esas contra-sanciones de las que Rusia dispone.

Combustible fósil

Rusia podría dañar gravemente a los países europeos controlando el suministro de combustibles fósiles a Europa y demás aliados occidentales. En 2021, Rusia suministró a Europa el 49 por ciento del petróleo, el 74 por ciento del gas natural y el 32 por ciento del carbón. Cualquier redistribución en el flujo de combustibles fósiles por parte de Rusia podría tener un impacto en los precios de dichos combustibles, cuyo precio ya está por las nubes. Todos los derivados de combustibles fósiles escasean porque la inversión en dicho sector ha disminuido en los últimos dos años debido a la pandemia Covid-19 y a las medidas destinadas a mitigar el cambio climático.

La tasa de extracción de petróleo y gas no puede aumentar inmediatamente por parte de los productores no rusos. Si Rusia, el tercer mayor productor de petróleo del mundo y el mayor exportador de gas natural, corta el suministro de estos combustibles fósiles, los precios se dispararán.

Los países europeos pronto tendrán que pagar 2.000 euros por cada 1.000 metros cúbicos de gas natural. Debido al alza de los precios, Rusia puede duplicar sus ingresos reduciendo a la mitad el suministro de petróleo y gas, algo que ya ha perjudicado a los países europeos, dependientes en gran medida de las importaciones de gas natural ruso. Rusia ha suspendido el suministro a Polonia y Bulgaria porque no aceptaron el requisito de pagar el gas en rublos.

Alimento

Tras dos semanas de guerra en Ucrania, los precios de los alimentos en Europa se han disparado y el precio del trigo podría convertirse en un problema apremiante para los países occidentales. Rusia y Ucrania comparten en conjunto alrededor del 30% del suministro mundial de trigo. Ucrania no podrá suministrar la cuantía anterior a la guerra y si Rusia suspende el suministro de trigo, los países europeos corren un riesgo real de inseguridad alimentaria. Los precios del maíz, la soja y los aceites vegetales también se han disparado.

Ya antes de la guerra de Ucrania, el precio del trigo subió a un máximo histórico debido a un desequilibrio entre la oferta y la demanda en el mercado mundial. Los cultivos necesitan su ciclo y si los agricultores pierden una temporada, deben esperar hasta la siguiente cosecha. La alimentación, en la que Rusia juega un papel fundamental, es una significativa debilidad de los países occidentales.

Fertilizante

Rusia, que al ser uno de los mayores exportadores del mundo tiene un enorme peso en el comercio mundial de fertilizantes, podría alterar la cadena de suministro global de insumos agrícolas vitales. Los datos del Instituto de Fertilizantes señalan que Rusia exporta el 23% del amoníaco, el 14% de la urea y el 21% de potasa. Del mismo modo, el banco financiero holandés Rabobank constató que, juntas, Rusia y Bielorrusia exportaron el año pasado más del 40% de las exportaciones mundiales de potasa, mientras Rusia exporta alrededor del 14% de fosfato monoamónico.

Rusia podría estrangular a Occidente al interrumpir la exportación de potasa, amoníaco, urea y otros nutrientes del suelo. Estos fertilizantes son la fuente principal para el alto rendimiento del maíz, la soja, el arroz y el trigo. En consecuencia, los agricultores occidentales se enfrentarán a precios más altos de insumos agrícolas, escasez de fertilizantes y una fuerte disminución en el rendimiento de los cultivos, lo que podría desencadenar graves disturbios sociales en Europa debido al precio y escasez de los alimentos y fertilizantes.

Factores para la fabricación de alta tecnología.

Como destacado país exportador de aluminio, níquel, titanio y paladio, todos metales cruciales para las industrias de alta tecnología, Rusia podría perjudicar a los países occidentales obstaculizando su suministro. Las exportaciones de Rusia suponen alrededor del 49% del consumo mundial: 42 % de paladio, 26 % de aluminio, 13 % de platino, 7 % de acero y 4 % de cobre.

Níquel. Si Rusia interrumpe la exportación de níquel, detendrá inmediatamente la mitad de todas las exportaciones mundiales de utensilios de cocina, teléfonos móviles, equipos médicos, transporte, construcción y centrales eléctricas.

Paladio. Su escasez afectaría a las industrias fabricantes de convertidores catalíticos, electrodos y productos electrónicos. El paladio se utiliza en la fabricación de chips, producto fundamental para los sensores, la memoria y el almacenamiento de energía, equipos de transmisión, computadoras y otros usos. Estados Unidos importa el 35 % del paladio de Rusia para la fabricación de alta tecnología.

Aluminio. Una cuarta parte de las industrias de vehículos, construcción, maquinaria y embalaje de los países occidentales se verá afectada, lo que provocará aumentos masivos de precios, no sólo en los países occidentales sino en el resto del mundo.

Titanio. La industria aeroespacial occidental se verá seriamente afectada por la carencia de este mineral, del cual Rusia es un exportador crucial (30% del suministro a nivel mundial). Con 40.000 toneladas métricas de titanio anuales, Rusia es uno de los mayores productores del mundo. Este mineral es utilizado por la empresa europea Airbus –que importa de Rusia cerca de la mitad de su consumo–, y por la estadounidense Boeing, que también importa una cantidad considerable para la fabricación de sus aviones.

Níquel. El precio del níquel subió a 25.000 dólares por tonelada por primera vez desde 2011, mientras que los precios del paladio saltaron a su niveles más altos desde agosto pasado debido al conflicto entre Rusia y Ucrania. Rusia podría estrangular la fabricación de alta tecnología de los países occidentales.

Recursos forestales

Madera. Rusia no solo puede dañar a los países occidentales al suspender la exportación de alimentos, fertilizantes y materias primas, sino también productos forestales. Rusia es el mayor proveedor de madera del mundo y el séptimo mayor exportador de productos forestales a nivel mundial (el 40% de sus productos forestales, como madera blanda para la fabricación de papel va a China, el resto va a Europa). Rusia, pues, pude suspender la exportación de productos forestales, afectando a los países europeos, cuyas industrias de madera, papel, pulpa y muebles se enfrentarán a graves problemas debido a los aumentos de precios y a la competencia con China.

Gases raros y excasos

Rusia podría devolver el golpe a las industrias de semiconductores de EEUU interrumpiendo el suministro de gases inertes raros. EEUU tiene al semiconductor como joya de la corona de su alta tecnología. Gabrielle Athanasia y Gregory Arcuri escribieron: «Las recientes ofensivas rusas a lo largo de la costa del Mar Negro han obligado al menos a dos de las tres principales empresas ucranianas de procesamiento (Cryoin e Ingas) a cerrar sus operaciones en Odesa y Mariupol, deteniendo una parte significativa de las exportaciones mundiales de gases nobles». Y agregaron: «Ucrania es el mayor proveedor mundial de gases nobles, incluidos el neón, el criptón y el xenón. A nivel mundial, Ucrania suministra alrededor del 70% del gas neón del mundo. y el 40% del suministro global de criptón. Además, Ucrania suministra el 90% del neón semiconductor purificado para la producción de chips de la industria estadounidense». Rusia puede destruir dichas instalaciones y desestabilizar la industria estadounidense de semiconductores.

Sistema financiero

Tras la apropiación ilegal del dinero de Rusia (pagos efectuados por la adquisición de sus productos) depositado en diversos bancos centrales occidentales, se aceleró el desmantelamiento del orden mundial financiero y económico basado en el dólar estadounidense.

La Unión Económica Euroasiática (EAEU) y China utilizarán sus monedas nacionales y mecanismos de compensación respaldados por swaps de divisas bilaterales. Rusia y China se proponen establecer un nuevo orden económico que implicará la creación de una moneda de pago digital mediante un acuerdo internacional basado en principios de transparencia, equidad, confianza y eficiencia, un plan para establecer una moneda proporcional al PIB de cada país, basada en la paridad del poder adquisitivo, la participación en el comercio internacional, la población y el tamaño del territorio de los países participantes, una nueva moneda para pagos exclusivamente transfronterizos.

Este nuevo sistema financiero pondrá fin a la era de la supremacía de la moneda impresa estableciéndose como moneda de reserva mundial. Estados Unidos perderá su actual influencia en la Sociedad de las Telecomunicaciones Financieras Interbancarias Mundiales ( SWIFT).

Los países occidentales utilizaron el SWIFT como arma contra Rusia. Sin embargo, Rusia podría replicar lentamente, paso a paso y mediante múltiples recursos, produciendo severos daños a las economías occidentales. El contraataque económico de Rusia aún no ha comenzado.

Draghi: «De hecho, estamos pagando en rublos»

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.