Si quieren un himno que les represente, que se dejen de M. Sánchez y elijan este otro

Fuente: Iniciativa Debate/Pepito Grillo                                                              

Sí, es verdad, el de Marta Sánchez es un himno muy facha: con su muerte, su dios, su honor, su orgullo y valor, su corazón, y todas esas cosas que tanto ponen a los adolescentes de cualquier edad pero determinada condición, a los fachas muy fachas, y cómo no, también a los tontos muy tontos. De ahí el entusiasmo de M. Rajoy, González Pons, Girauta o Rivera. Pero no, no acaba de ser redondo. Algo le falta, porque a pesar de todo su contenido necio-épico-sentimentaloide no llega a tocar ese rinconcito de la fibra que lo convierte en algo único; en aquel mensaje mágico que logra identificar a todo un colectivo más allá de las etiquetas.

Por eso, desde aquí recomiendo no solo a esos entusiasmados políticos sino también a los militantes, votantes y simpatizantes de PP, C’s e incluso a la parte más conservadora del electorado de otros partidos, y especialmente a los obreros de derechas, que se dejen de sucedáneos y apuesten por la solidez de este otro himno. No os arrepentireis. Solo tenéis que imaginar la emoción de cantar este himno tan potente en una victoria de la selección española de fútbol para poder apreciar la enorme diferencia.

¿Indescriptible, verdad?

https://twitter.com/twitter/statuses/965674051506229248

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.